Chile, 1929: El frustrado atentado contra el “Paco” Ibáñez: El otro “tiranicidio” que no fue

atentandoPublicado por Eduardo Godoy S. en El Amanecer, nº24 y n°25  (septiembre-octubre 2013).

“Fue el que manchó de sangre la tierra generosa,
El que ordenó las muertes y las flagelaciones,
El que despreció el llanto de madres y esposas
Y arrojó las conciencias libres a las prisiones”.

Extracto del poema “Ibáñez”, (1938)

En febrero de 1927, el general Carlos Ibáñez del Campo, quién decía representar los “ideales” de la oficialidad descontenta del Ejército, llegó al poder, gobernando con el apoyo de civiles y militares hasta el 26 de julio de 1931. Su régimen autoritario tuvo a decir de Tomás Moulián una: “naturaleza cesarista en el sentido de Marx. Se trataba de un caudillo que se impuso como “salvador” a los demás grupos y clases, a través de maniobras de fuerza (…). En cuanto jefe de una facción militar se autocolocó por encima de los grupos, aprovechando sus mutuas debilidades”.

Durante su régimen dictatorial, fuertemente represivo y autoritario, enmarcó a las organizaciones de trabajadores en un sistema de sindicalización legal tutelado por el Estado y llevó a cabo una serie de medidas sociales mediante el fomento de legislación socio-laboral que resultaron ser, como ha señalado el historiador Jorge Rojas Flores, “un refugio atractivo para la mayoría de aquellos descontentos que, desconfiados del parlamentarismo, los partidos políticos y el supuesto sufragio universal, esperaban de un gobierno fuerte el fin a todos los males”.

El dictador Ibáñez del Campo silenció los agravios de los trabajadores con represión en nombre del anticomunismo y con sustitutos gubernamentales para los sindicatos autónomos, socavando a las principales organizaciones políticas y sindicales existentes en Chile de inspiración comunista y anarquista. Siguiendo la senda trazada por los movimientos protofascistas y conservadores de Europa (Italia, 1922; España, 1923; Turquía, 1923; Albania, 1925; Portugal, 1926; Yugoslavia, 1929; Rumania, 1930), inició una razzia sistemática, desde el Estado, contra el movimiento de trabajadores en Chile, sin parangón hasta ese entonces. Las deportaciones, desaparecimientos y asesinatos fueron pan de cada día durante su breve, pero brutal dictadura. La Isla de Más Afuera, en el Archipiélago de Juan Fernández, y la Isla de Pascua, se transformaron “en el infierno del Dios enloquecido”.

Según señalaron los anarquistas del Centro de Estudios Sociales “Amor y Libertad” en su folleto titulado el Terror Ibañista. Breve reseña de la Dictadura, editado en 1938 en la ciudad de Rancagua: “Ibáñez se creía dueño de vida y haciendas, y su servicio de Investigaciones y soplones funcionaba a las mil maravillas. Se violaba la correspondencia privada y se robaban los impresos revolucionarios, pero estos últimos siempre se filtraban a través de las fronteras, y en la mente de hombres, mujeres y niños continuaba germinando aquella idea de rebelión y venganza, consecuencia lógica de las salvajes represiones”. Y tenían razón.

El día 22 de octubre de 1929 se llevó a cabo la inauguración de la “Exposición de Animales en la Quinta Normal” a la que asistieron el Ministro de Fomento y Bienestar, el presidente de la oligárquica Sociedad Nacional de Agricultura (SNA) y el dictador Carlos Ibáñez del Campo, con sus respectivas esposas. Una vez finalizada la ceremonia, alrededor de las 18:45 hrs., y en circunstancias en que la comitiva se retiraba del lugar, y que la esposa del dictador, Graciela Letelier Velasco, había subido ya al automóvil presidencial irrumpió, revolver en mano, el joven Luis Ramírez Olaechea, intentando dar muerte al tirano, para vengar a los asesinados por su “régimen de terror”.

Luis Ramírez hizo funcionar, infructuosamente, dos veces el gatillo de su destartalada arma y justo cuando se aprestaba a intentarlo por tercera vez, el Edecán de Ibáñez, el mayor Víctor Larenas, se precipitó contra su persona y le cogió la mano en que tenía el revólver, y su cuello, cayendo ambos al suelo. En ese preciso momento el Prefecto de Carabineros, desenvainó su espada, y el Intendente de Santiago y el Director de Carabineros sacaron a relucir sus revólveres, ante lo que el mismo Ibáñez exclamó: “No lo maten”, ya que deseaba identificar y atrapar a sus cómplices. Orden que fue obedecida por los agitados y nerviosos subalternos.

Al ser detenido, Ramírez opuso tenaz resistencia, exclamando a viva voz ante los concurrentes de la exposición, testigos de la escena: “La explotación de que eran víctimas los obreros del norte, me inspiró deseos de venganza”.

¿Pero quién era ese joven que exponiendo su propia vida, intentaba dar muerte al dictador?

Luis Ramírez Olaechea, de 20 años, era un simpatizante de las ideas anarquistas (¿individualistas?) e intentó ajusticiar a Ibáñez con el objetivo de hacer tambalear su régimen autoritario. Según se consignó en la prensa de la época, había trabajado desde joven en las salitreras del norte y en el Mineral El Teniente; y su padre, de oficio zapatero, había militado en el Partido Comunista, pero estaba retirado de toda actividad política desde el año 1924. Según informó la revista miscelánea Sucesos de Valparaíso: “parece que se trata de un muchacho enteramente perturbado por la lectura de libros anarquistas, a la que se entregaba con pasión”.

Tras su fallido atentado, Ramírez fue condenado a tres años y un día de prisión como responsable del intento de magnicidio. Varios otros individuos fueron detenidos como supuestos cómplices, no obstante, días más tarde fueron liberados ya que no se les pudo comprobar cargos concretos.

Pero la arremetida dictatorial no se hizo esperar. Días más tarde, el 27 de octubre de 1929, el portugués Manuel Tristán López Da Silva, anarquista acusado de tener también la “intención” de matar a Ibáñez -y tras estar detenido 15 días en la Sección de Investigaciones- fue llevado en automóvil simulando una deportación a la Argentina. No obstante, en la Cuesta de Chacabuco, a 66 kilómetros de la capital y 4 antes de llegar a la frontera, fue asesinado alevosamente por funcionarios de la Policía de Investigaciones. Según la versión oficial, cuestionada por la oposición ibañista, López Da Silva fue abatido a balazos cuando intentó escapar (¿en medio de la nada?). Artimañas utilizadas décadas más tarde por la genocida dictadura de Pinochet (1973-1989).

Anuncios

México, 2014: La naturaleza es el bien, la civilización es el mal…

140919203728_smithsonian_wilderness_forever_exhibitComunicados de Individualidades Tendiendo a lo Salvaje

LA VOZ DE LA SANGRE.
A manera de prólogo

“Me desperté por lo menos una hora antes que de costumbre. Esto, por sí solo, era algo extraordinario; y permanecí completamente despierto, reflexionando sobre ello. Algo pasaba, algo no iba bien, aunque no sabía qué. Me sentía agobiado por un presentimiento de que algo terrible había ocurrido o estaba a punto de ocurrir”.

La huelga general – Jack London

8 de agosto de 2011, Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey. Armando Herrera Corral recibe en su oficina un paquete que sorprende alegremente al Doctor. El paquete decía ser una mención por su honorable investigación.

Armando, buen amigo además de buen ciudadano, decide compartir su alegría con su colega. Deja todo lo que estaba haciendo y rápidamente se dirige a la oficina del prestigioso especialista en la construcción de robots, Alejandro Aceves López. Le cuenta lo acontecido, sirve café y entusiasmados abren la caja…

La explosión se escucha en todo el predio. La “mención” no era más que un niple galvanizado relleno de pólvora, una pila de 9 volts que le daba energía a un foco roto Sigue leyendo

Chile, 2009: Un saludo de libertad para Mauricio Morales

68530a30-7279-11e5-b942-7f4780cae3c8_3Mauricio Morales,
Un saludo de libertad

Santiago, 23 de mayo de 2009

“La noche ya ha avanzado. No hace tanto frío para toda la ropa que oscurece nuestra imagen, pero eso no importa, el viento refresca nuestro rápido avance. Estamos a tiempo. Todo hasta el momento va bien. Estamos solos, solos como nunca y como siempre. Por las calles sombrías y maltrechas rodeamos la fábrica de carceleros. Nos acercamos. La próxima parada está cerca. En mi mente repaso el plan acordado.

(Estar aquí no es fácil. En este momento es vana cualquier discusión sobre el sentido de traspasar el discurso inerte e inmovilizador de algunos que se dicen nuestros compañeros. Estar aquí no es fácil. Es la consecuencia de no aceptar este mundo esclavista, el resultado de largas conversaciones clandestinas y tomarse el tiempo de planificar… No es fácil como creen algunos.)

Voy feliz y agitado. En nuestras espaldas viaja el sueño iracundo hecho realidad: interrumpir el agresivo bienestar de los lacayos del orden del estado empresarial; que escuchen la voz de hombres y mujeres que se resisten a ser esclavos, que no quieren acuerdos que legitimen este orden asesino, que sepan de una idea de libertad que no muere.

Llegamos a nuestra parada. Nos detenemos. El aire está en silencio. Un momento más, un instante. Un muro, el piso, mis manos, la bicicleta, mi compañero, la calle pétrea, la ciudad contaminada, el orden carcelario, la noche, el silencio…

Todo estalla.”

No hay discusión posible, todo es acuerdo. La experiencia de la eterna discusión teórica con el Estado y sus esbirros dejó de tener cuerda hace mucho tiempo para aquellos que llevan la libertad en la sangre y no bajo el brazo. Gracias a ellos se han escrito las más incandescentes historias: las de la lucha por la libertad y de la creación de mundos sin explotación. Todo lo demás ha sido ruina.

Hoy, el Estado, la policía, la gerencia económica e intelectual de este país hacen gala de su ineptitud atacando casas, alzando burdas declaraciones, repitiendo las imágenes de la descarada persecución política, democrática o dictatorial, da lo mismo.

En estos días dejan caer todo su temor prepotente sobre el cuerpo inerte del compañero, sobre su vida insurrecta y la de sus compañeros: la cacería se ha develado una vez más, el momento pide por tanto absoluta cohesión y convicción, silencio y voz!

Es nuevamente la hora del compromiso tantas veces vociferado, es momento de dejar actuar a nuestras convicciones y que todo apoyo sea una exigencia y claridad!

Saludamos a Mauricio, a su trabajo y coherencia de rebeldía que pocos transitan y muchos critican. Saludamos a todos sus cercanos, a los que entienden su entrega y la valoran. A los demás, nada!

Resistencia Insurrecta, Ataque Directo, Siempre!

Fuerzas Autónomas y Destructivas León Czolgosz
Columnas Armadas y Desalmadas Jean Marc Rouillan
Banda Antipatriota Severino Di Giovanni

Estados Unidos: Este es un mensaje de FC

Este es un mensaje de FC.
Cartas de Freedom Club

[Matar o Morir Ediciones]

Traducido por Matar o Morir Ediciones desde The Communiques of Freedom Club, de The Anarchist Library.

FC (Freedom Club), fue un grupo terrorista que actuó entre las décadas de 1970 y 1990. Sus atentados, paquetes-bomba en su mayoría, eran realizados contra instituciones y personalidades ligadas al desarrollo tecnológico. Las bombas de FC causaron tres muertes y varios heridos.

En 1995, FC envía una carta al diario The New York Times donde promete cesar con el terrorismo si a cambio publican un extenso escrito, La sociedad industrial y su futuro, más tarde conocido como el Manifiesto de Unabomber. El artículo finalmente es publicado el 19 de septiembre de 1995.

..::DESCARGAR LIBRO::..

Italia, 2004: Carta abierta al movimiento anarquista y antiautoritario

QUIÉNES SOMOS.
Carta abierta al movimiento anarquista y antiautoritario.

Federación Anarquista Informal,
enero de 2004.

Para superar los límites de la proyectualidad individual y para experimentar las potencialidades reales de la organización informal, en nuestro caso la de una federación de grupos de acción o individuos, hemos dado vida a la Federación Anarquista Informal. Convencidos de que sólo una organización carente de centro decisional, caótica y al mismo tiempo horizontal donde ningún grupo o jefecillo imponga su autoridad puede satisfacer nuestra necesidad de libertad aquí y ahora. Aspiramos a un instrumento organizativo que refleje en sí la visión de la sociedad anárquica por la que luchamos.

Instrumento organizativo, por tanto no seguir las huellas de un partido armado de vieja memoria, no una organización destinada a la búsqueda de adeptos: un instrumento, la organización informal, que se utiliza para probar la eficacia, la capacidad efectiva de aumentar la cualidad y continuidad del actuar revolucionario, instrumento organizativo de otro modo inútil y destinado a autodisolverse.

Conciliar organización y debate teórico/práctico con el anonimato de grupos/individuos es posible mediante un diálogo difundido a través de las acciones: que además de aportar su específico discurso destructivo vehiculan también otros mensajes (mediante la modalidad y los medios utilizados, objetivo comunicación) independientemente de los daños materiales. Todo esto en la conciencia de que no será seguro una minoría, por muy bien armada que esté, la que haga la revolución, pero decididxs a no aplazar nuestra insurrección en espera de que todos estén listos: convencidxs, hoy como siempre, que el más simple hecho directo contra las instituciones, comunica mejor que millares de palabras. Sigue leyendo

Chile, 2013: Comunicado por el hermano «Angry», Sebastián Oversluij

Con lágrimas en los ojos,
con los puños cerrados

“El silencioso andar insurrecto, los pasos meticulosamente pensados, detallados, es la voz de la coherencia, de enfrentar el mundo de la violencia cotidiana y sistematizada, y arrojarnos a la exquisita idea de libertad. Conversaciones clandestinas que culminan en la preparación de los hechos. No hay tiempo para pausas, es la urgencia de ser libres la que nos empuja a tomar poco y arriesgarlo todo. Faltan pocos minutos para hacerles saber que siempre estuvimos aquí, bajo sus narices, las manos me sudan, el frio del metal que escupirá nuestro odio está dispuesto, bien preparado, oculto, siempre oculto. Todo debe ser sorpresivo para ellxs, lxs eternxs defensorxs del orden burgués, por nuestra parte todo es acuerdo y organización. Nuestras ropas se acomodan al lugar y la hora, nada es casual, el nerviosismo propio de colocarse cara a cara con el enemigo y no saber si esta vez saldremos airosxs. Es el camino que decidimos llevar hace ya varios años, construido groseramente a pulso. El tiempo parece estar muerto, todo se ve asquerosamente tranquilo. Repaso lo acordado, tu allá, yo acá, nuestros bolsos vacíos, preparados para ser llenados de dinero, nunca será de nuestra propiedad lo que hoy vinimos a sustraer del flujo mercantil de una vida muerta, vivimos por una idea de libertad que no abandona.

Una vez más les haremos saber que siempre estuvimos aquí. ¡Es hora de entrar!”

 

“Una carpa color verde olivo impide ver al interior de la sucursal de Banco Estado ubicada en Avenida La Estrella, en Pudahuel. Los impactos de bala que atravesaron las ventanas de las mamparas y un arma de guerra descansando en el piso grafican el violento robo que ayer afecto al recinto bancario”.

Esta era la forma en como algunxs de nosotrxs nos enterábamos de los dolorosos detalles de la acción que protagonizaste el día miércoles 11 de diciembre de 2013, cuando junto con otras personas, te dispusiste a recuperar parte de la mercancía robada por lxs ricxs y poderosxs de este país. Y es que la vorágine de la guerra te llevo a más de un proyecto. Entendiste la coherencia entre el decir y el hacer, y supiste combatir las condiciones paupérrimas con las que se levantan esos sueños. El robo, la expropiación, no solo del dinero, sino también del tiempo de trabajo asalariado que recuperamos es lo que nos llama a utilizar una de las herramientas más manipuladas por los rebeldes de la historia. Compartimos tu decisión: Hay que aportar en la lucha, y entregaste lo mejor de ti.

Aquellas esperanzas que anhelaste creyeron verlas sepultadas junto con tu cuerpo acribillado bajo las balas mercenarias de un miserable peón del Estado/Capital, pero se equivocaron en una sola cosa: Nuestra idea de Libertad no muere. Nos hermanamos con cada forma de propaganda que utilizaste, valoramos tu entrega total y por completo, y eso es lo que hoy día reivindicamos.

Sebastián Oversluij Seguel murió de pie, luchando, feliz, combatiendo las miserias de este mundo, asaltando un centro de acumulación de riquezas, y nosotrxs, a pesar del profundo dolor que sentimos con tu partida, nos alegramos de haber tenido la dicha de conocerte en vida, de haber cruzado caminos y compartido sonrisas.

Hoy podemos ver todo el aparataje del Estado. La prensa siempre servil al régimen de lxs poderosxs, junto con las policías y fiscales se palmotean las espaldas, felicitándose mutuamente por el buen trabajo, lanzando burdas declaraciones con las que solo intentan aplastar al entorno cercano del compañero. La cacería se ha desatado, allanando casas, instigando a compañerxs, y buscando a personas. Por lo tanto el momento apremia la entrega máxima de voluntad y compromiso, acción y coherencia.

Saludamos la vida combatiente de Sebastián, su entrega desinteresada, y su lucha permanente, que muchxs podrán comentar (para bien o para mal, ya poco importa), pero pocxs se atreverán a caminar. Saludamos también a sus cercanxs que comprenden que parte del camino insurrecto es, paradojalmente, morir luchando. Reivindicaremos de ahora en más tus pasos peligrosamente libres.

Por lxs caídxs de ayer, de hoy. Por lxs que vendrán.

¡Guerra al Estado/Capital!
¡Viva la Propaganda por los Hechos!
¡Sebastian Oversluij: Presente!

Escuadrón Insurrecto Verdinegro Autos para Barrikadas
Célula Anticlerical Hortensia Quinio
Círculo Iconoclasta Michele Angiolillo
Núcleos Antagónicos de la Nueva Guerrilla Urbana
Anónimxs por la Destrucción
Amigxs de la Pólvora
Fracción Heterogénea de Weichafes Libertarios
Célula Antiautoritaria Insurreccional Panagiotis Argyrou – FAI/FRI
Célula Larga Vida a Ilya Romanov
Consejo Guerrillero Urbano Insurreccional – Claudio Lavazza Lanza Pankfletos

Argentina: Recordando al compañero Urubu

Pincha en la imagen para acceder al video.

Extraído de Por La Anarquía.

Intentando siempre hacer aportes a la lucha anarquista, es que buscamos rescatar y al mismo tiempo mantener intacta nuestra negra memoria, la que nos habla de compañerxs, grupos, acciones, que de un modo u otro determinan nuestro presente, pues nos consideramos continuidad historica, con nuestras innovaciones y nuestro contexto actual, de una lucha que no olvida ni traiciona.

En esta ocasión, y aunque la idea inicial era publicar este escrito el 6 de junio (fecha de la caida en combate del compañero), gustamos de compartir un escrito recordando a Sergio Urubu Terensi, anarquista que actuo en la región argentina.

Urubu nació en la provincia de Santa Fe, a orillas del rió Paraná. Hijo de obrerxs, querido y recordado por muchxs compañerxs, no solo del ambito local, sino de otras regiones dado sus conocidos viajes.

El creia en cosas que nosotrxs no compartimos, o que tal vez en algun pasado creimos pero ahora no. Sergio era un anarquista inmerso en la mas amplia y difusa lucha social, comenzó en la época del gobierno de Alfonsin con diversas actividades culturales, profundizando sus planteamientos y sus posiciones, intervino en diversas obras de teatro callejero, (por ejemplo en una oportunidad se plantó en el centro de la Plaza de Mayo disfrazado de obispo en clara provocación a la iglesia y evidenciando su complicidad con los poderes de turno) militando a su vez de manera activa en la FORA (Federación Obrera Regional Argentina), organizando actividades de difusión y mas tarde participando en choques contra lxs milicxs, se acerco a lxs presxs de la Tablada[1] cuando desde todos los sectores solo había silencio en torno a ellxs, solidarizo con diferentes causas que hoy vemos como ajenas a la ofensiva anarquica, pero que en ese contexto de la realidad socio – política argentina (época de Menem/Cavallo), tenían otra connotación. Sigue leyendo

Italia, 1977: Comunicado del Nucleo Armato Rico e Attilio

Autónomos agitando los tres dedos, símbolo de la Walther P38, pistola muy utilizada por los partisanos que combatieron al régimen de Mussolini. En los 70′, muchos ex partisanos heredaron sus armas a grupos armados extraparlamentarios. Así, la P38 se convirtió en un ícono del imaginario colectivo de los años de plomo.

Nota de la redacción: Reproducimos aquí el comunicado de Azione Rivoluzionaria, reivindicando el ataque contra los periódicos La Stampa y L’Unità, y donde se reivindica a los compañeros caídos en combate Aldo Marín Piñones y Attilio Di Napoli. En español, fue originalmente publicado en Conspiración Ácrata N°9, (marzo 2011). El original, en italiano, está disponible en Iconoclasta. Sobre la trayectoria de lucha de AR, se puede ver la entrada “Historia de Azione Rivoluzionaria”.

Comunicado relativo al ataque contra La Stampa[1] de Turín
y del periodista de L’Unità[2] Nino Ferrero

Extraído de Rojoscuro

Entre el 17 y 18 de septiembre de 1977, el núcleo armado de AR “Rico y Attilio” procedió a golpear la sede de “La Stampa” de Turín y el cronista de “L’Unità” Nino Ferrero. En la sede del periódico de Agnelli se colocó un artefacto que estaba destinado a causar graves daños a las estructuras, pero sin poner en peligro la seguridad de las personas; el periodista de “L’Unità” fue encojado[3]. Con estas dos intervenciones armadas Azione Rivoluzionaria intentó sancionar específicas responsabilidades colectivas y personales en relación a la gestión de las noticias sobre la muerte de nuestros compañeros Aldo Marín Piñones “Rico” y Attilio Di Napoli, caidos mientras a su vez estaban a punto de golpear la sede del periódico de la Fiat, en el marco de una acción en conjunto que lamentablemente se interrumpió trágicamente.

Al unísono, policía y consejos de fábrica gritan en contra de este “ataque a la libertad de prensa”, cubriendo de nuevo con un velo de mentiras la realidad de las cosas, no la libertad de prensa y de comunicación tuvimos la intención de golpear, sino la descarada campaña de mentiras y calumnias llevada adelante por los cagatintas[4] de régimen hacia el movimiento proletario de oposición, conscientes de que a las “armas de la crítica” ha llegado el momento de reemplazarlas con la “crítica de las armas”. Sigue leyendo

Grecia: Ajusticiamiento de un periodista por Secta de los Revolucionarios

Logo de la organización: Dos subfusiles Skorpion 61 elevados por una estrella negra. Abajo, el nombre del grupo en mayúsculas (Σέχτα Επαναστατών, “Sechta ton Epanastaton”).

Nota de la redacción: En julio de 2010, en Grecia, los compañeros de Secta de los Revolucionarios ajusticiaron a un periodista, principal colaborador del blog satírico de noticias Troktiko (“roedor” en griego), que en su auge llegó a contar con 1,5 millones de visitas diarias. En octubre del mismo año, luego de la muerte de este cómico reportero, sus colegas crearon un sitio web en su honor, al tiempo que el blog en el que colaboraba dejó de actualizarse. Recién en julio de 2013 publicó una lluvia de entradas en memoria del muerto, tras lo cual dejó de funcionar para siempre. La primera de aquellas entradas mencionaba: «El tiempo, además de ser un buen doctor, es un buen abogado, y siempre un buen apoyo, correcto y justo…». Qué pena.

Aquí publicamos primero una noticia sobre los hechos, aparecida en la publicación neo-estalinista italiana Il Manifesto y luego el comunicado de reivindicando la acción.

________________________________________________________________________

Grecia: ¿estrategia de la tensión?
Periodista asesinado en Atenas

Sokratis Giolias

El periodista Sokratis Giolias fue asesinado afuera de su casa en el barrio de Ilioupoli aproximadamente a las 05:25 de este lunes 19 de julio por la mañana. Se trata del primer asesinato de un periodista en 20 años en Grecia.

Según informes de prensa, Giolias fue baleado por tres hombres que dispararon al menos dieciséis veces. Sokratis era el contribuidor principal de Troktiko, un popular blog de noticias que se ocupaba de varios escándalos, si bien de modo sensacionalista y poco fiable. Según sus colegas, últimamente estaba ocupado en una investigación sobre corrupción que iba a publicar en breve.

Según la policía, a Sokratis le dispararon con armas que han sido previamente utilizadas por el grupo Secta de los Revolucionarios contra un agente de policía y en el ataque a una comisaría,  por lo que este grupo es tratado hasta ahora como el principal sospechoso por el ataque.

Aunque varios grupos terroristas y anarquistas han amenazado de muerte a periodistas, ninguno de ellos ha reivindicado el atentado.

Pavlos Nerantzis, en Il Manifesto, analiza así la noticia: «Si se confirmara la pista política, el país emprendería otra vez el camino de los “años de plomo“, tras el homicidio de hace unos días (con un paquete bomba) del brazo derecho del ministerio del Interior y numerosos episodios de violencia (bombas contra bancos y sedes gubernamentales) sucedidos en las últimas semanas tras las grandes manifestaciones populares contra los recortes del gobierno para afrontar la crisis económica».

________________________________________________________________________

Secta de los Revolucionarios – Notificación N°4

Extraído de Culmine.

Fotografía propagandística de la organización. Arriba está el logo del grupo y, abajo, le sigue un arsenal compuesto por distintas armas (AK-47, Skorpion 61, CZ 99, Glock 18, Smith & Wesson Sigma, Zastava M70, Browning Hi Power 9mm, 357 Magnum, además de una serie de municiones, una manopla y un cuchillo).

Secta de los Revolucionarios se arma de nuevo. En el mundo de hoy la cosa más violenta es quedarte pasivo. Toda nuestra vida está inundada por la violencia. Y cuando no es la violencia de los maderos, de los calabozos, de las cárceles,entonces las cosas son todavía más pérfidas. Hablamos sobre una violencia sin sangre. Sobre la violencia de la imagen, de las publicidades, de los “colocones” de consumo, de los psíquicos callejones sin salida,de la soledad. Vivimos en unas ciudades miserables, comemos comida plástica, nos informamos por las noticias-montajes, compramos productos estandarizados, trabajamos en unos trabajos asquerosos y admiramos a unos modelos falsificados, en nuestras casas que construimos como nuestras celdas privadas alegremente amuebladas.

Nosotros nos hemos cansado de ésta vida vacía. Nos hemos dicho “ya basta… no más esos días malparados… no más humillaciones en el trabajo… no más rezos antes de ir a dormir para el próximo préstamo…”

Así, hace un año y medio, hemos montado Secta de los Revolucionarios, la cual se convirtió en el vehículo en que nos hemos fugado de la maldita tranquilidad del mundo-cárcel en que hemos vivido. Dos, tres armas para empezar, algunos libros y un par de saberes delincuentes de las experiencias del pasado, se combinaron con algunos “kilos” de la firmeza y la certeza de consciencia que dijo: la persona o el cerdo, el luchador o el esclavo, la revolución o el compromiso resignado.

Y así hemos arrancado.

Cuando vives en una lucha interminable, eso provoca que afiles tus capacidades y tus ideas, mientras que al mismo tiempo te alegras del hecho que te has opuesto al destino que te fue escrito.

Sin embargo, nosotros queríamos algo más… Sigue leyendo

Italia: Historia de Azione Rivoluzionaria (1977-1980)

TURÍN - 4.OCT.1979: Por órdenes del presidente de la corte, Lacquaniti, los carabinieri intervienen para impedir a Gianfranco Faina (derecha) la lectura de un comunicado.

TURÍN – 4.OCT.1979: Por órdenes del presidente de la corte, Lacquaniti, los carabinieri intervienen para impedir a Gianfranco Faina (derecha) la lectura de un comunicado.

Nota de la redacción: Sigue una breve historia de Azione Rivoluzionaria, junto con notas biográficas de cuatro de sus militantes. Finalmente, viene una cronología. Casi todo proviene del blog de los compañeros de Iconoclasta.

Destacamos que son artículos incompletos, con posibles errores debido a la falta de profesionalismo (no somos historiadores, periodistas y, por cierto, tampoco traductores). Aún así creemos necesario tomar esta sucesión de hechos para ver el desarrollo práctico del único grupo armado anarquista que participó durante los años de plomo (1969-1982), y cuyo desarrollo ideológico se plasmó en diversos comunicados y discusiones con el entorno anárquico de la época, en especial contra los círculos de Bonanno de la revista trimestral Anarchismo (1975-1994).

Las periodistas Carla Mosca y Rossana Rossanda, en su interesante entrevista a Mario Moretti, mencionan que AR fue una organización nacida en Massa Carrara a fines de la década de los 70′, contraria a todas las ideologías y más próxima a posiciones anarquistas, pero también con muchos elementos en común con los Nuclei Armati Proletari, NAP, organización que, cabe mencionar, se forma a partir de las luchas que se desencadenan en las cárceles italianas desde 1969. A partir de 1973, convergen en los NAP militantes de Lotta Continua y de la izquierda extraparlamentaria preocupados por el universo carcelario.

A su vez, Carlos Prieto del Campo, afirma que AR nace como organización armada dentro del área libertaria al hilo del movimiento de 1977, tomando como punto de referencia las elaboraciones culturales del situacionismo y de la RAF.

Renato Curcio, en su investigación plasmada en Progetto Memoria. La mappa perduta, que abarca los procesos judiciales a 47 grupos armados de izquierda entre 1969-1989, resume que por las acciones de AR fueron procesadas 88 personas (61 hombres y 27 mujeres), entre 1977 y 1985.

Por lo que sabemos, existen algunos textos de AR, ambos en italiano. Uno es Contributo per un Progetto Rivoluzionario Libertario (Edizioni di Anarchismo, década de los 80′, 27 páginas), y el otro es Contributi alla Critica Armata Libertaria (Edizioni Anarchismo, 1980, 90 páginas). Este último es una recopilación hecha por el Gruppo Autonomo Libertario – Torino, e incluye 20 comunicados y textos de AR, muchos de los cuales se mencionan en la cronología de más adelante. Sobre los procesos contra AR, existe el libro Progetto Memoria. La mappa perduta (páginas 123-129), y para los comunicados de AR está Progetto Memoria. Le parole scritte (páginas 312-347).

________________________________________________________________________

BREVE HISTORIA DE AZIONE RIVOLUZIONARIA

Extraído desde Progetto Memoria. La mappa perduta,
y modificado con extractos del libro No podréis pararnos.

En 1977, militantes del área anarco-libertaria, tomando nota del “carácter de fuerza” Sigue leyendo